miércoles, 9 de diciembre de 2015

El marido de Carmena debe 500.000 € a sus ex empleados tras poner casi 800.000 de su patrimonio a nombre de su mujer

Manuela Carmena, en el Congreso de los Diputados durante el acto de homenaje a la Constitución (Foto: Efe)

M.A. Ruiz Coll 08/12/2015

Eduardo Leira tuvo a sus trabajadores contratados irregularmente durante años, según han reconocido varios Juzgados de lo Social. Se declaró insolvente después de inscribir varias fincas inmuebles de la familia a nombre de su mujer

El marido de la alcaldesa de Madrid Manuela Carmena, Eduardo Leira, ya adeuda medio millón de euros a los antiguos empleados de su firma de arquitectura I3 Consultores, que en 2010 se quedaron en la calle sin cobrar las nóminas correspondientes a varios meses de trabajo.

Mientras tanto, su esposa, la alcaldesa Manuela Carmena acumula un patrimonio que roza los 2,5 millones de euros. Eduardo Leira dejó de pagar las nóminas a sus empleados en agosto de 2010 y, tan solo un mes después, inscribió a nombre de su mujer varios inmuebles que eran de su propiedad.

Cuando la justicia condenó a la empresa de Leira a pagar el medio millón de euros que debe a sus antiguos trabajadores, el arquitecto se declaró insolvente, pues ya no tiene bienes a su nombre con los que afrontar el pago de esta deuda.

Casi la mitad de esta cantidad, 241.247 euros, corresponde a los meses de trabajo sin cobrar y la indemnización por despido improcedente del que era arquitecto jefe de I3 Consultores, la firma dirigida por Eduardo Leira.

Varios juzgados de los social han reconocido, en seis sentencias, el derecho de más de una docena de ex trabajadores de su empresa a cobrar cantidades que suman otros 250.000 euros por ambos conceptos.

En estas sentencias, la Justicia constata que el marido de la alcaldesa Manuela Carmena cometió un doble fraude laboral. Durante años, tuvo a los arquitectos de la firma I3 Consultores contratados como “falsos autónomos”: trabajaban en las dependencias de la empresa con un horario fijo de 40 horas semanales, pero no los tenía dados de alta como plantilla, sino que tenían que pagarse sus propias cotizaciones como autónomos. Una de las trabajadoras demandantes llevaba más de cinco años en esta situación irregular.

Leira se decidió finalmente a darles de alta como empleados fijos en enero de 2010, después de que el Colegio de Arquitectos le advirtiera en una circular de que la Dirección General de Trabajo estaba realizando inspecciones en los despachos de arquitectura, para detectar este tipo de situaciones fraudulentas.

Cometió un doble fraude con sus empleados

Solo entonces, el marido de Carmena se decidió a realizar un contrato estable a sus empleados, para evitar una sanción de la Seguridad Social. Pero cometió entonces un segundo fraude: les dio de alta con una categoría inferior a la que les correspondía. Contrató a los arquitectos como “técnicos de cuentas”, por lo tanto con un sueldo inferior al que hubieran cobrado si les hubiera reconocido su auténtica categoría profesional.

Todas estas irregularidades cometidas por Leira con sus empleados son especialmente llamativas, si se tiene en cuenta que su mujer, Manuela Carmena, trabajó durante años como abogada laboralistadedicada a defender los derechos de los trabajadores. Precisamente por ello, Carmena conoce mejor que nadie todos los vericuetos legales del derecho laboral.

Leira dio de alta a sus empleados en enero de 2010, pero tan solo ocho meses después, en agosto, dejó de pagarles la nómina. Alegó que su empresa estaba atravesando graves dificultades económicas debido al estallido de la crisis inmobiliaria. Se había embarcado en varios proyectos extraordinariamente ambiciosos, en países como Angola y China, que nunca llegó a cobrar.

En septiembre de 2010, puso a nombre de su mujer el chalé familiar del barrio Conde Orgaz de Madrid, que ambos habían comprado a medias en 1981. Este chalé situado en una de las zonas más exclusivas de Madrid, en el que reside el matrimonio, está valorado en 1,1 millones de euros.

Y un año después, en octubre de 2011, Eduardo Leira también puso a nombre de su mujer las dos propiedades que el matrimonio tenía en la sierra de El Espinar (Segovia): un solar de 893 metros cuadrados que alberga una vivienda, y otra parcela de 2.835 metros cuadrados.
Devolvió 490.000 euros de golpe al banco

Cuando, a partir de abril de 2012, los juzgados de lo social comenzaron a dar la razón a los antiguos trabajadores de I3 Consultores y condenaron a la empresa a pagarles las cantidades adeudadas, que suman medio millón de euros, Leira se declaró insolvente.

El pasado mes de septiembre, un Juzgado aprobó definitivamente el expediente de concurso de acreedores de I3 Consultores: tres años después de que la justicia les diera la razón, los antiguos empleados tendrán que ponerse a la cola junto a otros proveedores, para podercobrar una parte de la deuda cuando se liquide el patrimonio de la compañía.

Mientras tanto, tal como se desprende de su declaraciones de bienes difundida por el Ayuntamiento de Madrid, la alcaldesa Manuela Carmena ha reunido un patrimonio cuyo valor roza los 2,5 millones de euros. Esta cantidad incluye cuatro inmuebles y 450.000 euros en acciones de empresas.

Como ha informado OkDiario, Carmena utilizó el chalé familiar de Conde Orgaz para pedir al BBVA en septiembre de 2011 un crédito hipotecario de 490.000 euros, a devolver en 30 años. Sin embargo, tan solo cuatro años después decidió saldar la deuda y logró devolver de golpe al banco los 490.000 euros, 26 años antes de lo previsto.

Lo hizo exactamente el pasado 5 de marzo, cinco días antes de anunciar que sería candidata a la Alcaldía de Madrid por la marca blanca de Podemos Ahora Madrid.

http://okdiario.com/investigacion/el-marido-de-carmena-debe-500-000-e-a-sus-ex-empleados-tras-poner-casi-800-000-de-su-patrimonio-a-nombre-de-su-mujer-34765

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...