martes, 8 de diciembre de 2015

La foto de Zapatero con Maduro, “una puñalada trapera” a la campaña de Pedro Sánchez

En el equipo de confianza del secretario general del PSOE se critica con calificativos de alto calibre la visita del expresidente Zapatero a Venezuela y, en concreto, su foto con Nicolás Maduro, algo que también ha soliviantado a Felipe González.

José Luis Rodríguez Zapatero y Nicolás Maduro, este fin de semana en Caracas. - Foto EFE

Los movimientos de José Luis Rodríguez Zapatero para debilitar a Pedro Sánchez “no paran”, aseguran en el cuartel general del PSOE. El expresidente se desenvuelve “como una anguila” desde su despacho situado a un escaso centenar de metros de donde tiene la sede federal su partido, donde mantiene reuniones frecuentes con quienes ya se preparan para un escenario postelectoral en el que prevén la voladura de la actual dirección. La gota que ha colmado el vaso ha sido la foto de Zapatero con el presidente venezolano, Nicolás Maduro, cuyas diatribas contraMariano Rajoy han sido emitidas con fruición por todas las televisiones y recibidas por el PP como un regalo electoral con el que no contaba hace unas semanas.

A Felipe González también le ha disgustado el viaje de Zapatero a Venezuela, sorprendido de que nadie recuerde que hay presos políticos

El entorno de Zapatero ha filtrado que antes de viajar a Venezuela como observador electoral pidió opinión al Ministerio de Asuntos Exteriores y al secretario general del PSOE. Por parte de José Manuel García-Margallo no se le puso objeción alguna y en Ferraz se le comunicó que podía obrar a su conveniencia, como ha hecho durante los últimos años en los viajes de negocio en los que ha participado con Miguel Ángel Moratinos, José Bono o Bernardino León y que han llevado al expresidente a destinos tan polémicos como la Guinea de Teodoro Obiang.

“La foto con Maduro ha sido una puñalada trapera a la campaña de Pedro”, afirmaba este domingo en la Fiesta de la Constitución un veterano dirigente socialista, sorprendido por la deslealtad de Zapatero con su partido a costa de priorizar sus intereses personales y el lavado de imagen en el que trabaja infructuosamente desde hace años.

A Felipe González tampoco le ha gustado el viaje de Zapatero a Venezuela, según fuentes del aparato de Ferraz. Considerado persona non grata por el Gobierno de Maduro, él mismo ni siquiera pudo participar el pasado junio en la defensa de los líderes opositores venezolanos que se encuentran presos y tuvo que abandonar el país al no recibir autorización por parte del Gabinete chavista para visitar al opositor Leopoldo López en la cárcel de Ramo Verde.

González: "Venezuela ha dejado de ser manejable"

Hace dos semanas escasas, el propio Felipe González se manifestaba así durante un coloquio celebrado en la Casa de América: “Venezuela es una nación que ha dejado de ser manejable porque en ella se ha destruido todo, la economía, la sociedad, las instituciones…Nunca he visto un proceso de autodestrucción tan rápido. Seguro que hay muchos votantes de Podemos escandalizados de cómo sus líderes protegen a un socialismo que, en realidad, es del siglo XIX, sostenido por unas mangueras de petróleo que se están agotando…”. En este mismo acto, González se mostró sorprendido de que nadie haya denunciado en España que las elecciones de este domingo en Venezuela se hayan celebrado mientras en el país sigue habiendo presos políticos.

En este contexto, Zapatero decidió acudir como observador electoral al país latinoamericano, colocando en apuros a Pedro Sánchez. Preguntado en un reciente desayuno informativo por este viaje, el secretario general del PSOE esquivó el asunto diciendo que Zapatero también había recibido la invitación de la oposición venezolana para asumir esta misión.

En el equipo de Pedro Sánchez se recuerda que no es la primera vez que Zapatero viaja a Venezuela. De hecho, fue el primer país que visitó a los pocos meses de dejar la presidencia del Gobierno para dar una conferencia en un foro empresarial por la que cobró 60.000 euros. En este mismo seminario participó el entonces candidato opositor a la presidencia venezolana Henrique Capriles, ahora gobernador del Estado de Miranda, con el que Zapatero también se ha entrevistado y fotografiado el pasado sábado.

El equipo de Pedro Sánchez recuerda que Zapatero cobró 60.000 euros por una conferencia en Venezuela al poco de dejar el Gobierno

El desplazamiento de Zapatero a Venezuela no solo ha sido polémico para el PSOE. También ha originado controversia entre los socialistas europeos, después de que el Parlamento de Estrasburgo decidiera suspender a finales de la semana pasada el viaje que preparabauna delegación para acompañar a la oposición venezolana en el proceso electoral. La decisión se justificó por motivos de seguridad, pese a lo cual algunos grupos políticos decidieron por su cuenta seguir con la misión y acudir como observadores.

http://vozpopuli.com/actualidad/72645-la-foto-de-zapatero-con-maduro-una-punalada-trapera-a-la-campana-de-pedro-sanchez

3 comentarios:

  1. Esos " politicos presos" se encuentran detenido confesos por llamar a quebrar el orden constitucional siendo dos alcaldes en ejercicio de sus respectivas ciudades, y el otro reincidente y muchas veces perdonado por ese tipo de acciones(golpe de estado,paro petrolero,disturbios en 2004 etc) en esta oportunidad ocasionanron mas de 40 muertos y multimillonarias perdidas materiales.Que pasaria en España si unos de sus "politicos" se le ocurriera tratar de tumbar al rey,primer ministro y a sus instituciones.

    ResponderEliminar
  2. ¿ Puñalada trapera poqué? Si podemos ha llegado donde está en muchas poblaciones y capitales es por el "apoyo" del peso-e?, y posiblemente cuando éste tipo, Zapatero y el otro tipo Iglesias se reunieron en " secreto a voces" esta imagen era uno de sus acuerdos.....como para votar a esta gentuza.

    ResponderEliminar
  3. Me quedo con la frase "Venezuela ha dejado de ser manejable" se te ve el plumero Felipe, y a mil kilómetros.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...