miércoles, 13 de enero de 2016

La NASA crea una oficina especial para un posible impacto de asteroide en la Tierra

La NASA ha creado una nueva oficina encargada de la coordinación en la detección de los accidentes potenciales provocados por asteroides y en “la planificación de defensa planetaria.”

La Oficina de Coordinación de Defensa Planetaria (PDCO) supervisará todos los esfuerzos de la NASA que rastrean objetos cercanos a la Tierra, tales como asteroides y cometas. 

Tendrá la autoridad para emitir advertencias sobre objetos cercanos a la Tierra y sobre impactos potenciales. La oficina también liderará los esfuerzos interinstitucionales y de respuesta intergubernamental en caso de cualquier evento de impacto potencial.

“La detección de asteroides, el seguimiento y la defensa de nuestro planeta es algo que la NASA, sus socios interagenciales, y la comunidad mundial toma muy en serio”, declaró John Grunsfeld, administrador asociado del Directorio de Misiones Científicas de la NASA. “Si bien no hay amenazas de impacto conocidas en este momento, la bola de fuego de 2013 sobre Chelyabinsk y el reciente ‘Asteroide de Halloween’ nos recuerdan por qué tenemos que permanecer vigilantes”

PDCO trabajará junto con la Agencia Federal de Manejo de Emergencias (FEMA) y el Departamento de Defensa de Estados Unidos para actuar en casos que exijan planes de defensa planetaria.

La NASA ya tiene varias iniciativas encargadas de detectar objetos cercanos a la tierra. El Programa de Objetos Cercanos a la Tierra del Jet Propulsion Laboratory realiza un seguimiento de cometas y asteroides y ofrece una lista de amenazas potenciales a través del sistema de monitoreo de impacto Sentry.

La NASA sostiene que ha descubierto más del 90% de los objetos peligrosos próximos a la tierra mayores de 3.000 pies (1 kilómetro), pero sólo el 25% de los objetos llamados de tamaño medio, que rondan alrededor de los 140 metros o más grandes. 

El Congreso de EEUU ha pedido a la NASA que llegue a detectar al menos el 90% por ciento de los objetos de tamaño medio para el año 2020.


La estrategia de la NASA ante objetos cercanos a la Tierra insiste en el desarrollo continuo de herramientas para poder desviar o redirigir los objetos que se puedan dirigir a la Tierra. Si la intervención no es posible, la NASA podría notificar a FEMA y a otras agencias gubernamentales “sobre el momento del impacto, la ubicación, y los efectos para informar a los operadores de respuesta de emergencia”

El presupuesto federal aprobado hace semanas permite gastar 50 millones de dólares durante 2016 para la observación de objetos peligrosos y defensa planetaria.

Una cantidad ridícula si la comparamos con los 610.000 millones de dólares que EEUU emplea anualmente en gastos militares.


Visto en : El Microlector

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...