miércoles, 1 de febrero de 2017

Puigdemont pondrá en marcha el 1 de julio un sistema para recaudar impuestos a los catalanes

Carles Puigdemont. (Foto: AFP)

El Govern pondrá en funcionamiento el 1 de julio un nuevo programa informático bautizado como ‘Espriu’ que permitirá recaudar los impuestos de los catalanes y que lleva gestándose 16 meses.

Lo ha explicado este miércoles el secretario de Hacienda de la Generalitat, Lluís Salvadó, en una entrevista de Rac1 en la que ha detallado que este sistema supervisará en un primer momento el nuevo impuesto a las bebidas azucaradas -que se aplicará sobre un censo de contribuyentes de 400 distribuidoras-, y le seguirán latasa turística y los nuevos gravámenes a grandes superficies, emisiones de CO2 y activos no productivos.



Ha detallado que en el nuevo sistema han trabajado diversas empresas como IBM y T-Systems y que “estará preparado para recaudar los grandes impuestos y, en definitiva, cualquier tipo de impuesto”, a diferencia del programa informático anterior, conocido como ‘Gaudí’, que no lo permitía.

También mejorará la recaudación ejecutiva, “es decir, perseguir a los que no pagan los impuestos”, por lo que la inversión que se está haciendo en la hacienda propia se recuperará gracias a la detección del fraude fiscal, ha defendido.

Salvadó ha detallado que la información fiscal de los ciudadanos se obtendrá a través de las empresas, ya que deberán remitir a la Generalitat las cotizaciones sociales de sus empleados: “Habrá una base de datos que se construirá a partir de las declaraciones que harán las empresas que, en definitiva, son las que pagan los grandes impuestos que ahora recauda el Estado. No necesitaremos una base de datos específica”.

01/02/2017 13:11
https://okdiario.com/espana/2017/02/01/puigdemont-pondra-marcha-1-julio-sistema-recaudar-impuestos-catalanes-


El 80% de catalanes cree que hay mucha corrupción


La percepción desciende en los últimos años, pero Antifraude alerta que los encuestados lo siguen viendo como un grave problema.

21 de diciembre de 2016. 08:10hJ. Planes. Barcelona.

Los casos de corrupción han sido tratados en comisiones parlamentarias en los últimos años.
Archivo

Es evidente que los auntos relacionados con la corrupción son de los que más preocupan a la población, y también Cataluña. Así lo confirmó ayer una encuesta de la Oficina Antifraude de Cataluña (OAC), presentada por su director, Miguel Ángel Gimeno. Según se desprende de las preguntas, el 80 por ciento de los catalanes consideran que existe mucha o bastante corrupción.

Esta encuesta refleja un descenso nada desdeñable de la preocupación de los catalanes respecto a la corrupción, pese a los numerosos casos relacionados con ello en los últimos años, tales como los famosos casos Pretoria y Mercurio, y el millonario expolio de las cuentas del Palau de la Música, supuestamente causado por Fèlix Millet, entre otros hechos.

Gimeno advirtió de que aún existe un déficit en el reconocimiento de la corrupción, con «altos índices de tolerancia» y de relativismo sobre algunas prácticas, al haber «demasiada justificación de actos de corrupción que se puede considerar menor». La encuesta se llama «La corrupción en Cataluña: percepciones y actitudes», y se realizó en octubre de este año.
«Demasiada tolerancia»

Pese a que en la sociedad cada vez existe una mayor preocupación por los asuntos de corrupción dentro del ámbito de la política, Gimeno señaló que «persisten importantes déficits» de reconocimiento y «altos índices de tolerancia», por lo que el director de la OAC reclamó a los responsables políticos que no fomenten un relato de «normalización, justificación o resignación» ante las prácticas corruptas.

También se desprende de la encuesta que el 24,6 por ciento concluye que la corrupción en Cataluña ha aumentado en los últimos años, y un 36,1 por ciento dice que se mantiene. En las anteriores encuestas estos mismos porcentajes eran mucho mayores.

Sin embargo, Gimeno quiso destacar que quizá, a su juicio, se toleran demasiado algunas prácticas consideradas menores, lo que calificó como un riesgo, porque «la flexibilidad de abre cada vez más».

Por otra parte, el 48,1 por ciento de los encuestados consideran que los partidos en Cataluñase financian ilegalmente, mientras que el 32,4 por ciento creen que no. Pese a que este porcentaje representa un ligero descenso respecto al 55 por ciento del barómetro de 2014 –la encuesta se hace cada dos años desde 2010–, el director de la OAC consideró que «cabe una urgente reforma de los partidos».




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...