viernes, 27 de enero de 2017

El Hombre del paraguas

12,30 de la mañana del 22 de Noviembre de 1963. Hay 18 grados de temperatura y un sol radiante, pero al paso de la caravana presidencial en Dealey Plaza, Dallas, entre las personas de público que dan la bienvenida al Presidente Kennedy, aparece un tipo que ha abierto un paraguas.

 ¿Quién es el hombre del paraguas? 

¿Qué hace ahí y por qué abre un paraguas si no llueve?...

Y el otro tipo que está a poca distancia de él, de tez más morena, posiblemente negro o hispano, y que levanta su brazo ¿quién es? ¿tiene relación con el tipo del paraguas o son dos individuos que no se conocen entre sí?...



Vista general del paso de la caravana presidencial en Dealey Plaza. En el círculo aparece el hombre del paraguas y a pocos metros el otro tipo moreno. 

A la derecha se acerca la limusina del Presidente John Kennedy.

Esta toma en color es muy importante ya que en ella se puede apreciar que el tipo de tez morena, junto al hombre del paraguas, viste una chaqueta azul claro y una camisa de color claro.


La interpretación más admitida por los expertos que han investigado el magnicidio de JFK coincide en sostener que el hombre del paraguas es sencillamente un Hombre-Señal que sirve como punto de referencia a los tiradores de la CIA que esperan más abajo a que se acerque la comitiva del Presidente.

El hombre del paraguas se ha colocado en ese lugar a propósito para señalizar la llegada del Presidente y el momento perfecto de buena visibilidad y distancia para efectuar los disparos.

¡¡¡Es la señal para disparar ya!!!

En esta foto podemos ver en la limusina al Presidente Kennedy y a su esposa Jacqueline. Al fondo aparecen, a la derecha, el hombre del paraguas, y a la izquierda, a unos 3 o 4 metros, el otro elemento; ambos sirven de referencia para los tiradores que esperan más adelante.

Antes de que llegase la limusina y después de que hubo pasado, el tipo tenía el paraguas cerrado y solo lo abrió en el momento en que se aproximaba la caravana. Para reforzar la señal visible a los tiradores, el otro tipo moreno también levanta su brazo.

Posiblemente al otro lado de la carretera y por las mismas inmediaciones, había algún otro personaje más haciendo la función de hombre-señal.

En la película filmada por el sr. Zapruder también aparece el paraguas abierto al paso de la caravana del Presidente. 

Al mismo tiempo, la señal del paraguas y todas las demás, posiblemente fueran señales destinadas también al chofer de la limusina, William Greer, para que a partir de ese momento disminuyera la velocidad al máximo, cosa que hizo, y prácticamente detuvo el automóvil.

Durante las investigaciones sobre el atentado contra Kennedy, oficialmente esos dos individuos no existieron; el FBI y la Comisión Warren nunca hicieron esfuerzo alguno por localizarlos, ni identificarlos, ni interrogarlos.

Pero al parecer, casualmente, en 1978 el hombre del paraguas fué identificado por investigadores y periodistas, como Louis Steven Witt, ex-vendedor de seguros en Dallas, el cual se vió obligado a comparecer y declarar ante el HSCA (Comité Selecto de la Cámara sobre asesinatos).

Louis Steven Witt en 1978

Según declaró Witt ante la Comisión, reconoció que se encontraba en Dealey Plaza cuando Kennedy fué asesinado. A juzgar por sus respuestas tan calculadas, parecía que estaba perfectamente entrenado para decir o no decir ciertas cosas.

Witt dijo a la Comisión que tenía el paraguas abierto para increpar y hacer aspavientos de protesta política ante el Presidente Kennedy, y también afirmó que no conocía de nada al personaje de tez morena que se encontraba en las inmediaciones. En definitiva, las declaraciones de Witt no arrojaron ninguna luz sobre el caso.

Después de que ha pasado la caravana los dos tipos se sientan tranquilamente en la repisa del cesped.

Los hechos y las pruebas contradicen a Steven Witt. En las imágenes Witt no agitó en ningún momento su paraguas ni hizo gesto alguno de protesta; por el contrario se mantuvo quieto y tranquilo en todo momento. Justo al paso de la caravana, su paraguas se mantuvo abierto.

En esta imagen, después de que ha pasado la limusina presidencial, Witt, el hombre del paraguas aparece sentado sobre la repisa del cesped junto al otro hombre de tez morena, lo cual quiere decir que ambos definitivamente estaban juntos.

Se puede comprobar que, efectivamente, el acompañante moreno viste una chaqueta azul clara, camisa clara y pantalón oscuro, ¡es el mismo personaje que aparecía junto a Umbrella Man, el Hombre del Paraguas.

¡Qué extraña actitud que mantienen ambos personajes! ¡Acaban de asesinar al Presidente de los Estados Unidos y ellos se quedan allí sentados tan tranquilos!... 

Pareciera incluso que estuvieran aburridos....

Revisemos de nuevo la película de los hechos. ¿Qué es esto?.., 

¡Una toma terrorífica!... Mientras termina de pasar toda la caravana podemos ver al tipo de chaqueta azul, el acompañante del hombre del paraguas, hablando con un Walkie talkie que tiene la antena desplegada. Definitivamente, ambos sujetos estan trabajando en equipo y son agentes secretos.

Fíjate en una cosa, ¿Hacia dónde mira el agente secreto mientras habla con su equipo?... hacia su derecha, hacia el montículo de hierba, en donde se encontraba el equipo de los francotiradores.

En esta toma podemos ver que el tipo de tez oscura que acompaña a Umbrella Man luce un bulto bajo su chaqueta en su costado derecho, que se corresponde seguramente con una cartuchera y su arma correspondiente. 

Lo cual quiere indicar que este individuo seguramente era zurdo. O bien es el bulto que causa el transmisor.

Algunos han querido creer que el tipo de tez oscura que acompañaba al hombre del paraguas era Orlando Bosch, un conocido exiliado cubano considerado como antiguo terrorista. 

Pero en verdad esto nunca quedó demostrado, y no se sabe su identidad con exactitud.

Cuando ambos sujetos se levantaron, se fueron en direcciones opuestas; el tipo moreno se fué hacia donde conducía la carretera, el subterráneo del puente, y el hombre del paraguas, Witt, se dirigió hacia el edificio del depósito de libros.

Como se puede ver en esta foto, después del atentado todo el mundo que estaba allí, incluída la Policía, se dirigió hacia la zona del montículo de hierba, el lugar de donde procedían los disparos. 

Momentos antes se habían visto a unos individuos corretear despavoridos por aquella zona.


Fuente:http://expedientexfiles.blogspot.com.es/2012/09/el-hombre-del-paraguas.html

2 comentarios:

  1. Demasiada imaginacion

    ResponderEliminar
  2. Es realmente sorprendente. Buena investigación. Todo concuerda exactamente, las imágenes no pueden mentir.

    ResponderEliminar

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...