viernes, 17 de marzo de 2017

El Doctor Wolf y el Proyecto Centinela


La primera misión importante del Doctor Wolf fue trabajar junto con Carl Sagan y otros altos científicos, para comprender las complicaciones de un enorme faro o baliza extraterrestre apodado El Monolito, que se descubrió por primera vez flotando en el espacio por el cosmonauta ruso Yuri Gagarin y el estadounidense Alan Shephard en el año 1961. Se recuperó al final para la investigación en 1972.



El Doctor Wolf lo describió como tarjetas postales del borde del espacio. El Monolito emitía tanto luz como señales de tono en un idioma matemático. Al cerrar los ojos, cuando se concentra uno en estas señales, se ve en el ojo de la mente una película tridimensional de la Galaxia, pero estando presente allí realmente como parte de esta película. “Las imágenes que se ven hoy en el telescopio Hubble son las mismas que yo vi hace 25 años”, dijo el Doctor Wolf, quien añadió que hay muchos monolitos en el espacio y fueron diseñados por un grupo de razas de las estrellas.

Existe el MJ-12 y ahora tiene 36 miembros. El Doctor Wolf fue reticente a divulgar nombres, aunque confirmó que el antiguo Secretario de Estado de EE.UU. Henry Kissinger y el padre de la bomba de hidrógeno Edward Teller eran miembros de este grupo, que se siguen reuniendo periódicamente en diversas ubicaciones secretas incluyendo el Batelle Memorial Institute en Columbus, Ohio.

Majestic 12 (abreviado como MJ-12 o MJ-XII) es el nombre en clave de un comité secreto formado en 1947 bajo la dirección del presidente estadounidense Harry S. Truman, para investigar la actividad ovni.
Wolf y el proyecto Centinela

El Doctor Wolf estuvo implicado en diversos experimentos genéticos, uno de los cuales se llamaba el Proyecto Centinela. Después de perfeccionar técnicas de clonación en animales, el Doctor Wolf y sus asociados crearon con éxito un ser humano artificialmente inteligente llamado “Omega de Tipo J”.

El Proyecto Centinela implicaba la asociación íntima con los grises. Los extraterrestres tienen un conocimiento enorme sobre genética que era esencial para el éxito de este proyecto. J Omega creció en un tanque de agua desde un embrión. Parte del ADN utilizado vino del Doctor Wolf, que lo consideraba su hijo. Se requirió un año exactamente antes de que estuviera preparado para ser despertado. El Doctor Wolf dijo que cuando se le sacó del tanque parecía tener una edad de veinte años.

Cuando despertó era como un cachorro de perrito con su mente vacía. Él hizo pregunta tras pregunta, quería saber todo. El Doctor Wolf le mostró sus películas sobre guerras y conflictos pasados de la tierra y lloró cuando vio esas imágenes horribles. “En retrospectiva, le mostré demasiado.” Aprendió varios idiomas diferentes y podía utilizar la mitad de su cerebro, a diferencia del mero diez por ciento aprovechado por los seres humanos normales. Cuando se probaron sus habilidades mentales su coeficiente de inteligencia se salió de todas las escalas. Sus relaciones fueron como padre e hijo.

Sus superiores deseaban un soldado superbrillante y superpoderoso que siguiera las órdenes sin miedo y sin rechistar. Pero el Doctor Wolf programó ética en su inteligencia, después de darse cuenta de que el Tipo J tenía alma, cuando este ser se negó a matar a un perro indefenso. Sus superiores ordenaron su eliminación, pero en lugar de ello, el Doctor Wolf liberó al Omega de Tipo J. Este ser inteligente vive actualmente en algún lugar de EE.UU.
Los Grises y el tejido animal

El recoger tejidos de animales, a través de las llamadas mutilaciones de ganado, es para producir tejidos orgánicos, partes especializadas de una célula que parecen y funcionan como un órgano, que se pueden colocar en seres humanos para filtrar contaminantes del aire, agua, comida, etc. La experimentación actual se está llevando a cabo sobre seres híbridos, parte Zeta y parte humanos, o “intermedios” como los llama el Doctor Wolf.

Estos tejidos orgánicos se pueden utilizar también para alterar las hormonas del cuerpo y para cambiar los precursores en el cerebro de ser tóxicos a no tóxicos: “estas células son diminutas y no son un procedimiento invasor. La genética del ganado es muy parecida a la de los seres humanos.”

Cuando los superiores del Doctor Wolf ordenaron la eliminación del J. Omega, con la ayuda de un General amigo, él lo pasó a escondidas fuera del Área 51. “Sentí como un pecado crear un ser con emociones y un alma, y luego enviarlo a la batalla, J. está seguro y bien. Se colocaron varios tejidos orgánicos en su cuerpo para mantenerle libre de enfermedades. Él sabe quién es y cómo fue creado. J. es casi idéntico a cualquier ser humano y podría pasar fácilmente un examen médico. Los Zetas estaban satisfechos con el resultado. J. me dijo que deseaba hacerse profesor.”
La existencia de una federación Galáctica

Actualmente nos están visitando varias confederaciones diferentes de extraterrestres. Ellas incluyen la alianza consistente en seres de aspecto humano de los sistemas estelares Pléyades y Altair Aquila, la corporación compuesta de diversas razas grises del sistema de Zeta Retículi, la Federación de Mundos que incluye un número no especificado de diferentes grupos extraterrestres del universo, y las razas unidas de Orión compuestas de diversos tipos de seres de ese sistema estelar. Estas confederaciones están intervinculadas respectivamente.

En un tratado firmado por la Corporación, hay una decisión muy secreta de Naciones Unidas que establece que no se permite a ningún Zeta pasear entre el público y ser visto por ellos. Desgraciadamente Kolta, el amigo gris del Doctor Wolf fue tiroteado por un soldado en una zona prohibida. Él encontró al gris herido escondido en su apartamento. “Yo oculté a Kolta en mi dormitorio minutos antes de que aparecieran en mi puerta miembros de la CIA. Me las arreglé para actuar inocentemente y los envié fuera.” El Doctor Wolf llamó a un amigo que conocía a estos extraterrestres y “nos las arreglamos para salvar la vida de Kolta. El plomo es tóxico para los zetas de modo que él hubiera muerto de envenenamiento de plomo o saturniasis de la bala y no de la herida real.”

El mítico Bill Cooper tenía toda la razón con toda la información sobre el pacto alien que relató con detalle en sus libros y su mítico programa de radio ‘the hour of our time’, por lo que fue asesinado. Michel Wolf y Cooper dijeron grandes verdades, pero también dudaban sobre algunas pistas, así lo reconoció Cooper quien al final dudaba si el Gobierno secreto extraterrestre o Majestic 12 era real o sólo una tapadera para despistar. Sólo las claves exopolíticas pueden explicar muchos enigmas y ocultaciones y eventos de la agenda illuminati .Esta información se repite una y otra vez por los autores de las teorías de la conspiración por una sencilla razón: todo es verdad.

Por Veritas Boss -15 marzo, 2017

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...